Ir
¿Cómo aliviar las molestias de los recién nacidos?
Dolor de encías, conjuntivitis, exceso de baba, rozaduras, cólicos y más.
¿Cómo aliviar las molestias de los recién nacidos?

 

·         Erupción por exceso de saliva

El exceso de saliva puede provocar resequedad e irritación en las mejillas y la piel que rodea su boca. Mientras le estén saliendo los dientes a tu hijo, ponle babero, sécale la boca a menudo y aplícale crema humectante en la zona. No es aconsejable usar toallitas limpiadoras, porque dejan la piel húmeda y agudizan el problema.

 

 

·         Dolor de encías

Cuando aparecen los primeros dientes, las encías enrojecen, se inflaman y duelen; el niño se muestra más nervioso, llora a causa de las molestias. Frota con suavidad su encía con tus dedos o con una gasita mojada en té de manzanilla o mete al congelador mordederas especiales para aliviar este dolor y luego dáselas, lo tranquilizará. Evita untarle whisky o cualquier tipo de alcohol como lo aconsejaban las abuelitas, ¡podría ser peligroso!

 

 

¿Cómo aliviar las molestias de los recién nacidos?

 

·         Conjuntivitis

A medida que crece tu bebé es más difícil darle los medicamentos, especialmente si debes ponerle gotas en los ojos. Lo más eficaz para poder administrárselo es acostar al niño y mientras otra persona le detiene la cabeza, tú jala hacia abajo el párpado inferior y echa las gotas. Si no logras que abra los párpados, puedes verter el líquido en el ángulo interno del ojo y esperar a que lo abra.

 

·         Congestión nasal

 

Los lactantes son propensos a los resfriados y se les tapa la nariz enseguida. El exceso de mucosidad entorpece su respiración y les molesta mientras comen y duermen. La nariz se despeja con un lavado nasal.

 

1. Acuesta al niño boca arriba, gira su cabeza hacia un lado y aplícale suero fisiológico para humedecer sus fosas nasales.

 

2. Después, con cuidado sácale las secreciones con una perilla especial nasal.

 

¿Cómo aliviar las molestias de los recién nacidos?

 

·         Dermatitis del pañal

 

El salpullido que afecta a los genitales y las pompas del bebé es un problema que padecen en algún momento casi todos los pequeños, por el continuo contacto de la piel con las heces y la orina. Si aparece, cambia al niño muy a menudo y déjalo el mayor tiempo posible sin pañal.

 

1. Lava la zona únicamente con agua (mejor esponja que toallita).

 

2. El pañal debe quedarle flojo para que circule bien el aire. Debe caber una mano entre el pañal y las nalgas del bebé.

 

3. Aplica un poco de vaselina en las áreas irritadas dos o tres veces al día.

 

¿Cómo aliviar las molestias de los recién nacidos?

 

·         Dolor de estómago

 

Los bebés tragan aire cuando se alimentan. Si luego no pueden expulsarlo, se sienten muy incómodos.

 

1. Después de cada toma, puedes ayudarlo a eliminar el aire, apoyando su cabeza sobre tu hombro y dándole suaves palmaditas en la espalda.

 

2. Si a pesar de tus precauciones sigue molesto, se sentirá aliviado si lo sujetas boca abajo, poniendo una mano en su vientre y columpiándolo con suavidad.

 

Estos trastornos pueden aparecer de la noche a la mañana. Por ello, en tu botiquín casero nunca deben faltar: gasas, suero fisiológico, aspirador nasal, cuentagotas, spray nasal, esponja, vaselina neutra y cremas para las irritaciones.

 

 

En la redacción de Padres e Hijos