El poder de una sonrisa
Este sencillo acto puede lograr un cambio total en tu día. ¡Te decimos por qué!
El poder de una sonrisa

Este fenómeno ha sido estudiado desde hace siglos, pero en los últimos años,  científicos en todo el mundo han llegado a comprender mejor el funcionamiento del cerebro y determinaron que sí existe una correlación directa entre el “uso de la sonrisa y cómo se sienten las personas. Lo más evidente es que cuando éstas se sienten bien es cuando sonríen más, pero se ha descubierto que ¡también funciona al revés!

 

El cerebro no solo envía, también recibe señales del sistema nervioso, de los músculos, y la boca, no es ninguna excepción. Lo que significa que si decidimos sonreír en un momento determinado y sin pretexto, al hacer ese simple movimiento con la boca y labios, al instante su cerebro recibe señales del cambio, y puede sentir una mejora en su ánimo.

 

Para demostrarlo, científicos hicieron un experimento en los años 80, donde Invitaron a varias personas, las cuales fueron divididas en tres grupos sin instrucciones previas. Y para aislar el efecto de los movimientos musculares de la boca (la sonrisa), los científicos pidieron a un grupo colocar un lápiz entre sus dientes, para así forzar una sonrisa, a otro grupo pidieron colocar el lápiz entre los labios para que no fuera posible sonreír y al tercero, sostener el lápiz en sus manos. Luego, a los tres grupos les enseñaron diferentes caricaturas, y pudieron observar que el grupo con la sonrisa forzada calificó las mismas como “más divertidas“ que el segundo grupo y el tercero.

 

Sin duda, la sonrisa puede ser sumamente contagiosa, y eso llevará a tener un buen ánimo para contagiar a la gente de alrededor, y a su vez genera felicidad, solo con sonreír más. No es difícil, y el impacto puede ser grandísimo. ¿Ya sonreíste hoy?