Categories
Así Crece

5 hábitos saludables para los niños

Establecer hábitos saludables en los niños es una inversión que les durará toda la vida.

Establecer hábitos saludables en los niños es una inversión que les durará toda la vida.

Hacer ejercicio, comer frutas y verduras, tomar agua, etc. son algunos hábitos saludables que hay que fomentar en los niños desde pequeños para llevar una vida sana. Hacer conciencia sobre ello previene problemas de salud en el futuro como la obesidad

 

A continuación te decimos cuáles son los 5 hábitos saludables fundamentales que debes fomentar en tus hijos: 

 

1. Alimentación balanceada: Una alimentación variada garantiza que el niño obtenga los nutrientes que necesita. Por eso, aunque tenga sus platillos favoritos, es importante animarlo (sin obligarle) a probar cosas nuevas. El gusto de los pequeños es muy variable y poco a poco aceptarán la verdura o el pescado que al principio no querían ni ver.

 

El equilibrio se refleja en la proporción diaria de hidratos de carbono, proteínas y grasas. La alimentación de hoy día tiende a desequilibrarse: o se consume poca proteína o muchos carbohidratos. ¡Busca el equilibrio!

 

2. ¡Dile sí al agua! 

El 70% del cuerpo humano es agua y es imprescindible para eliminar toxinas e hidratar todos los órganos. Apostar por el agua como bebida familiar es una opción de salud. Los jugos de frutas naturales son una buena alternativa, pero evita abusar de ellos, ya que contienen mucha azúcar. Puedes ofrecerlos a tu familia rebajados con un poco de agua. 

Foto: Pinterest

 

3. Buenas costumbres al comer

Nunca lo obligues a comer algo que no quiere, ya que puede asociar la comida como un castigo o algo desagradable, esto puede provocar en el futuro algún trastorno alimenticio. Tampoco lo obligues a consumir una cantidad mayor de comida de la que el niño puede tolerar, si te dice que se siente satisfecho es mejor respetarlo. 

 

4. Menos televisión

El tiempo que emplean viendo la televisión se resta a otras actividades necesarias y más saludables. Está comprobado que los niños pasan frente a la pantalla entre tres y cinco horas diarias, cuando lo recomendable es de una a dos horas. Conviene pactar con ellos un tiempo máximo y buscar otro tipo de actividades para disfrutar del tiempo libre.

 

5. Más ejercicio

El juego y el deporte son los aliados imprescindibles para el buen funcionamiento del organismo. Una hora de actividad física moderada al día mejora sensiblemente el índice de masa corporal (relación entre peso y estatura) de los niños, incrementa su rendimiento escolar e incluso su estado de ánimo.