Categories
Así Crece

Cambiar los castigos por meditación tiene grandes beneficios

Los castigos son el recurso más usado a la menor provocación, pero según este estudio, ¡eso debe cambiar!

Los castigos son el recurso más usado a la menor provocación, pero según este estudio, ¡eso debe cambiar!

La escuela primaria estadounidense ?Robert W. Coleman? creó un nuevo método para evitar los castigos tradicionales, en esa institución, los maestros no castigan a los niños sino que les proponen algo diametralmente diferente: meditar.

El centro educativo, ubicado en Baltimore, ha creado una ?Sala Mindful?, donde acuden todos los niños que han tenido un mal comportamiento y ahí, en lugar de regañarlos o castigarlos, se les motiva a respirar y meditar, a reencontrar la calma, tranquilizarse y reflexionar sobre lo ocurrido.

 

Este proyecto fue creado con ?Holistic Life Foundation? y el director de la escuela afirma que los niños se sienten a meditar en silencio, lo hacen sin dificultades y que desde que inició el proyecto, los estudiantes han mejorado mucho su comportamiento y ya no ha sido necesario recurrir a los castigos o a las suspensiones escolares.

 

La meditación mindfulness es una técnica que no implica sólo sentar a los niños a meditar durante un rato, implica asumir un estilo de vida diferente y comprender que los niños necesitan ser felices, no ser los mejores, que necesitan jugar y tener un ritmo de vida más relajado, en vez de sentirse presionados constantemente por obtener buenas calificaciones. Y la meditación puede convertirse en una especie de solución contra muchos de los problemas modernos.