Categories
Así Crece

Castigo no es sinónimo de disciplina, alertan expertos

Muchos pensamos que la única forma de disciplinar a los niños es con gritos y castigos. ¡Pero no es así!

Muchos pensamos que la única forma de disciplinar a los niños es con gritos y castigos. ¡Pero no es así!

Educar a los niños no es tarea fácil y muchos papás al caer en la frustración, agobio y cansancio de luchas constantes por tratar de disciplinar a los niños caen en los gritos, reclamos y finalmente, en el castigo.

Pero los especialistas comentan que es importante que los papás entiendan que los castigos no son la única forma de disciplina y que no son sinónimos, que hay otras opciones. Comentan también que la diferencia radica en que la disciplina enseña y el castigo no. La disciplina toma tiempo y el castigo es instantáneo. La disciplina es más difícil y el castigo es la ruta fácil. La disciplina crea una persona moral mientras que el castigo no.

Nuestro objetivo como padres debe estar enfocados a la disciplina, para darles mensajes positivos a nuestros hijos como decirles: te quiero (aun cuando desobedeces), te acepto y amo como eres, eres importante en mi vida, eres especial para mí, me gusta escucharte y valoro tu opinión aunque a veces no esté de acuerdo, pero te quiero tanto que quiero enseñarte. De esta forma, tus hijos reciben lindos mensajes, y los enojos se reducen drásticamente.