Categorías
Así Crece

Consejos efectivos para lograr que tu peque adore leer

Fomentar el gusto por este hábito a veces no es tan fácil de lograr.

Fomentar el gusto por este hábito a veces no es tan fácil de lograr.

Muchas veces por flojera, otras porque les resulta aburrido y unas cuantas porque prefieren jugar a tomar un libro. Pero para que no sea una batalla campal y logres que tus hijos adoren leer, te damos algunos consejos:

 

Lee con ellos
Los niños aprenden por imitación, así que si te ve leyendo será más sencillo. Él o ella crecerán rodeados de libros y aunque aún no sepa leer, el gusto por agarrar un libro y que alguien se lo lea es el comienzo.

 

Haz la lectura divertida

No debes forzarlo, la mejor manera de lograrlo es contarle cuentos atractivos y hacerlos aún más divertidos con gestos y un poco de imitación. Si juegan a convertirnos en piratas, dragones o princesas y los hacemos participar en la historia, serán unos amantes de las letras.

 

Busca el tiempo adecuado

A ningún niño le gusta que le digan que ya no puede jugar para ir a hacer otra cosa, como leer. Haz que sea una opción más de diversión cuando esté un poco aburrido o que sea la mejor forma de ir a la cama.

 

Paciencia

Cuando comienzan a leer, su ritmo es muy lento y pueden desesperarse, mantente a su lado y concéntrate mucho en él para que sepa que estás interesada en lo que lee, aunque lo haga lento.

 

Acércalo a la lectura

Es imposible tener miles de libros para que siempre lea algo diferente, así que una buena opción es llevarlo a las bibliotecas, ferias, exposiciones, etc.

 

Comienza por lo básico

No pretendas que a corta edad haya leído El Quijote o Romeo y Julieta, debe ir según su etapa y conforme va creciendo puede conocer grandes obras que son adaptadas para los niños.

 

Premia y nunca lo castigues

No le muestres la lectura como una forma de castigo para que deje de jugar porque se portó mal o en su cumpleaños puedes regalarle un libro lleno de color para que sepa que los libros son algo positivo.

 

Platiquen siempre lo que leen

Si lees por la noche un cuento, en la mañana dile qué fue lo que más le gustó y cuál quisiera leer después. Eso provoca que las historias se mantengan en su mente y sepa que leer, hace volar su imaginación.

 

No todo son novelas o cuentos

Para comenzar a leer también los comics o historias de superhéroes cuentan.

 

Detenerse de vez en cuando

Si ya lee más y de pronto ves que pierde el interés por un libro. Dile que cambie a otro, posiblemente el tema no fue el adecuado.

 

Déjalo elegir lo que quiere leer

Nunca le impongas nada, deja que el seleccione lo que realmente le interese, con el tiempo irá cambiando sus gustos y en la lectura hay un infinidad de posibilidades.

 

Acepta nuevas formas de lectura

Aunque para nosotros no hay nada como el olor a libros, puede ser que tu peque se adapte mejor en un kindle o la tableta.