Categories
Así Crece

Consejos para proteger a las niñas en Internet

Aunque todos estamos expuestos a peligros, las niñas son las principales víctimas de lo que hay en Internet. Te decimos cómo protegerlas.

Aunque todos estamos expuestos a peligros, las niñas son las principales víctimas de lo que hay en Internet. Te decimos cómo protegerlas.

Todos los niños necesitan protección tanto fuera como dentro de casa. Sin embargo, hoy queremos puntualizar la situación de las niñas como víctimas en Internet, pues según estadísticas, ellas son las principales víctimas a nivel mundial.

 

Según datos de Viviana Quintero, coordinadora de TIC e Infancia de Red Papaz (Colombia), el 82% de las víctimas de violencia sexual  en Internet son niñas. Estas caen en situaciones de ?grooming? (cuando un adulto se hace pasar por un menor para engañar a su víctima y conseguir material sexual y explícito a través de medios digitales) hasta casos de delitos como explotación sexual y trata.

 

Según Quintero, uno de los principales riesgos para las niñas y adolescentes es la sexualización, la cual es un tema que se presta demasiado en redes: la música, videos, noticias y revistas son materiales con las que las niñas se identifican y ponen en riesgo su persona, pues ven los contenidos como normales.

 

Por ello, es importante que sepamos proteger a las niñas y evitar que sufran de situaciones de acoso, violencia y hasta secuestro:

 

1. Evita que tu hija tenga una imagen sexualizada de sí misma: es importante que esté consciente de que sus cualidades y capacidades están por encima de sus características fìsicas. Por ello, es muy importante que se involucre en actividades deportivas y artísticas donde pueda explotar y explotar sus habilidades.

 

2. Tomar conciencia de lo que ve y escucha e Internet: ¿sabes qué clase de música escucha y qué mensaje le transmite a tu hija? No dejes de observar las tendencias que hay e Internet y que le llaman la atención.

 

3. Establece reglas para el uso del Internet: entre ellas, procurar que lo use en casa y en momentos en que tú estés con ella. No permitirle tener redes sociales si es muy pequeña, y si las tiene, que haya un control de sus amistades. Es muy importante que no acepte extraños.

 

4. Dale la oportunidad de expresarse: las niñas pueden ver como un castigo el que no les permitas usar el Internet y suelen molestarse. Habla abiertamente con ella sobre los peligros que implica y pide su opinión sobre sus actividades on-line.

 

TE RECOMENDAMOS: Hipersexualidad infantil, ¡una silenciosa epidemia en aumento!