Categories
Así Crece

Televisión y niños: Guía de buen uso

Si con frecuencia te preguntas cuánta televisión pueden ver los niños, aquí te damos una guía para darle un buen uso a este aparato.

Si con frecuencia te preguntas cuánta televisión pueden ver los niños, aquí te damos una guía para darle un buen uso a este aparato.

No cabe duda que la televisión forma parte importante de la vida de muchas familias; sin embargo, los expertos recomiendan que no hay que abusar de las horas de televisión, sobre todo en el caso de los niños, ya que fomenta la incomunicación y el sedentarismo.

Por ello, los especialistas recomiendan que los niños menores de dos años no vean la televisión, y que los mayores a esta edad no lo hagan por más de dos horas diarias.

Está claro que ver la televisión no es malo, y que si le damos un buen uso, esta puede ser un instrumento educativo muy útil para los niños. A continuación te damos algunas recomendaciones para usar la televisión de forma más responsable. 

1. Evita tener la televisión prendida todo el tiempo. Enciéndela cuando vayan a ver su programa favorito y al finalizar este, apágala. 

2. No la uses como recurso de evasión o entretenimiento, ni como canguro.

Foto: Fotolia

3. Evitar colocar una televisión en el cuarto de los niños. 

4. No dejen de hacer otras actividades por ver la televisión.

5. Ayuda a tus hijos a encontrar diversas formas de divertirse, recuérdales que hay más cosas que hacer que ver la tele. 

6. Evita ver telebasura y programas violentos.

7. Acostumbra a los niños a pedir permiso para prender la tele. 

8. Cuando sea la hora de la comida, no prendas la tele. Es el momento ideal para compartir con la familia como les fue en el día o simplemente platicar de cualquier cosa. 

9. Usar la televisión como actividad compartida que pueda dar lugar a juegos, explicaciones, canciones? Si la ven juntos pueden hablar sobre ello y la experiencia será más enriquecedora. Por ejemplo, ante una escena violenta podemos expresar nuestro desacuerdo.

10. Asegúrate de que la tele no resta horas de sueño a tu hijo.