Site icon Padres e Hijos

Papillas de verano

Papillas de verano

Papillas de verano

Para esta temporada de calor prepara las papillas de tu bebé con alimentos frescos y llenos de nutrimento.

Las frutas y las verduras son una fuente importante de vitaminas, minerales, fibra, antioxidantes y fitoquímicos; así como de agua que es básica para la hidratación. Estos nutrientes ayudan a tu nene a mantenerse sano y favorecen su crecimiento y desarrollo.

 

Muy importante

No uses condiments, grass, azúcar o sal para prepararlas, ya que de los seis a los 11 meses el niño debe aprender a identificar el sabor original. A partir del año o cuando se introduzca al bebé a la dieta familiar podría añadirse, pero no deben ser condimentos que irriten su estómago o le provoquen reflujo, como es el caso de la pimienta, ajo y canela.

 

¿Cómo prepararlas?

Puedes usar las frutas crudas, pero debes lavarlas con agua y jabón y desinfectarlas. Luego pícalas en pedazos muy chiquitos o lícualas hasta hacer un puré espeso que no sea totalmente líquido. Las verduras deben cocerse en agua, al vapor o al horno y cortarlas en trocitos.

 

Toma en cuenta

NO combines frutas ni verduras entre sí, pues el bebé debe identificar el sabor original de los alimentos y así saber cuáles son de su agrado. O bien, para saber si tienen alguna alergia.

Combina frutas y verduras a partir del año; por su textura y sabor las mejores son: melón-manzana; pera-manzana; plátano-pera; zanahoria-chayote; o zanahoria-espinaca.

 


Durazno, pera y jugo de manzana

6 meses

2 porciones

 

INGREDIENTES

150 g pera

100 g durazno

50 ml jugo de manzana natural y fresco

4 hojas de yerbabuena

50 ml agua

 

PREPARACIÓN

1. Lava y desinfecta la fruta y retírales la piel y las semillas.

2. Cuece todos los ingredientes durante 15 minutos con las hojas de yerbabuena.

3. Retira las hojas de yerbabuena y licúa la fruta con un poco del líquido de la cocción; luego pasa por un colador fino, enfría y sirve.

Exit mobile version