Categories
Así Crece

Trastornos del sueño del bebé

Te contamos cuáles son los trastornos más comunes que pueden alterar el sueño del bebé. ¡Toma nota!

Te contamos cuáles son los trastornos más comunes que pueden alterar el sueño del bebé. ¡Toma nota!

Del 20 al 30 % de los bebés sufren trastornos del sueño durante los primeros tres meses de vida y solo el 75% de los padres se da cuenta de ello. Es importante detectar los trastornos del sueño a tiempo, ya que de los contrario, la salud del niño se puede ver afectada seriamente. 

 

Para ayudar al bienestar de tu bebé es importante identificar los factores que impiden que él tenga un adecuado descanso. Esto es lo que recomiendan los especialistas para lograrlo. 

 

 

1. Temperamento. Cuando los bebés lloran demasiados se agotan en extremo, esto les impide que duerman tranquilamente. Por ello, en cuanto tu bebé llore debes buscar la razón para calmarlo y hacerlo sentir mejor. 

 

2. ¿Y la siesta?. Si durante el día tu bebé no toma ninguna siesta, aunque sea pequeña, es posible que no esté descansando adecuadamente y que sufra trastornos del sueño. Lo mejor es que tome una siesta al mediodía de no más de 15 minutos. 

Foto: Pinterest

 

3. Distracciones. Tener la televisión prendida al momento de dormir o la presencia de otros ruidos, impide al bebé dormirse y alcanzar un estado de sueño profundo.

 

Una de las claves más importantes para identificar que tu bebé tiene trastorno del sueño son los berrinches, los cuales hace porque al no poder dormir se irrita y se siente agobiado. 

 

Sueño reparador

 

Para que tu peque pueda dormir sin problemas, el masaje es una buena alternativa. Lo mejor es bañarlo antes de acostarlo y mientras le aplicas crema humectante le puedes brindar un suave masaje que lo relaje y lo ayude a alcanzar un estado de sueño profundo.

 

Durante el primer año de vida un bebé debe dormir aproximadamente entre 11 y 17 horas totales al día sumando el sueño nocturno con las siestas. 

 

Con el paso del tiempo sus necesidades de descanso serán diferentes; sin embargo, es importante que de forma permanente prestes atención a factores que provoquen trastornos del sueño del bebé. Si el problema persiste, consulta a su pediatra.