¿A tu hijo le desagrada dar abrazos y que lo abracen?

Si tu pequeño hace caras o no desea abrazarte, no lo fuerces. Descubre por qué sucede y qué puedes hacer.