Categorías
Nutrición

Espirulina, una proteína similar a la carne con muchos beneficios para tu hijo

Es llamada alga milagrosa porque tienen muchos beneficios, comenzando por su contenido rico de proteínas y ser aliada para tener energía durante el día y recuperar la fuerza muscular. Conoce los beneficios de esta microalga proveniente del plancton, caracterizada por su color verde oscuro derivado de sus pigmentos naturales: clorofila (verde), phycocyanina (azul) y carotenoides (naranja).

 Más proteica que la carne roja

En 100 g de carne roja hay 26 g de proteínas, la espirulina contiene 57 gramos. Además, es más fácil de digerir y el organismo la aprovecha más, pues es una proteína completa: de los 20 aminoácidos existentes, el cuerpo puede hacer 12 y los otros 8 solo pueden provenir de la dieta. La espirulina contiene 9.

Menos anemia

Por su alta concentración en clorofila y ficocianina (un pigmento azul que además ayuda a inducir la producción de células madre en la medula ósea), incrementa la hemoglobina, la producción de glóbulos rojos y mejora la calidad de la sangre; también es rica en hierro. Por tanto, ayuda a combatir la anemia.

Sistema inmune fuerte

Incrementa la producción de anticuerpos y citoquinas, que generan una mayor protección del organismo frente a virus y microbios.

Pancita sana

Estudios han demostrado que aumenta la flora intestinal, promueve el equilibrio bacteriano e inhibe la proliferación de la cándida.

Contra la obesidad

Contiene un importante aporte de ácidos grasos esenciales, los cuales generan efectos beneficiosos frente a la obesidad, artritis, el alcoholismo, algunas enfermedades neuropsíquicas y muchos procesos inflamatorios.

Vista clara

Gracias a su contenido de Beta-caroteno y zeaxantina (carotenoide), responsables de la función ocular y de proteger la vista de los daños solares, se le atribuye beneficios para mejorar la vista en casos de degeneración macular.

¿Cómo tomar la espirulina?

En cápsulas o tabletas, y también en polvo para añadir a tus recetas o al batido de la mañana.

La cantidad recomendada para niños entre los 2y 9 años y primerizos es de 3-5 g diarios; a niños de 10 años y adolescentes de 18 años, así como adultos, 6-10 g.

Pero ¡ojo! las embarazadas, lactantes y personas con insuficiencia renal o tiroidismo deben consultar a su médico.

Foto Getty Images

Te invitamos a leer:

Comer soya previene enfermedades del corazón