Categories
Ser Bebé

4 tips para elegir el guardarropa del recién nacido

Su ropita no solo debe ser bonita, sino también cómoda y práctica.

Su ropita no solo debe ser bonita, sino también cómoda y práctica.

Con la llegada del bebé es importante tener su guardarropa listo, ya que las prendas lo ayudarán a adaptarse a su nuevo entorno.  Sin embargo, antes de que quieras vaciar todas las tiendas, toma en cuenta las siguientes consideraciones para realizar compras inteligentes que cuiden la salud de tu solecito.

 

– Sencilla. Deber permitirle moverse libremente y ser fácil de abrochar. Hay que fijarse en que no tenga costuras ni etiquetas que rocen su sensible piel, cierres que puedan pellizcarlo, bordados que raspen por la cara interna o calcetines que aprieten demasiado. Se desaconseja la angora. No es recomendables que lleve lazos, seguros metálicos o cadenitas.

 

-Tejidos. Tanto para su ropa como para la de la cama, cuanto más naturales mejor (el hilo o el algodón transpiran mejor que las fibras sintéticas y absorben más la humedad). Hay que huir de la ropa de cama que se vende como ignífuga (que protege contra el fuego), ya que tiene componentes químicos que pueden resultar perjudiciales.

 

– Fácil de poner. A los bebés no les gusta que les tapemos la cara al vestirlos. Si utilizamos camisitas que se abrochen por delante, nunca nos perderá de vista.

 

-Y de lavar. Elige prendas y sábanas que puedan meterse en a lavadora. No hace falta usar detergentes especiales, pero sí es recomendable al principio prescindir del suavizan y enjuagar muy bien. Hay que lavar su ropa y la de la cuna antes de usarla por primera vez.

 

Si detectas la presencia de ronchas, granitos, enrojecimiento, etc. en la piel de tu chiquitín, acude con el pediatra para que este determine si tiene alergia a ciertas fibras textiles o detergentes.