Categorías
Ser Bebé

Bájale la fiebre

Si tu bebé está molesto puedes tomar medidas rápidas para aliviarlo.

Si tu bebé está molesto puedes tomar medidas rápidas para aliviarlo.

La temperatura corporal del bebé oscila entre los 36.5 ºC y 37.5 ºC, dependiendo del momento del día. Cuando se eleve por encima de los 38 ºC, y lo veas decaído, que duerma casi todo el día, llore mucho o no coma nada, hay que acudir a urgencias.

 

La fiebre es un mecanismo de defensa del organismo. En los bebés casi siempre se debe a una infección (la temperatura elevada impide que ellos gérmenes se multipliquen y la infección avance), aunque también puede aparecer por exceso de calor o falta de líquidos. Cuando el niño tenga más de 38ºC y esté molesto conviene tratar de bajar la temperatura con medios físicos o con un fármaco antipirético.

 

1. Bien hidratado: ofrécele el pecho o el biberón a menudo, si ya no lo amamantas dale agua entre tomas para asegurarte de que esté bien hidratado. La fiebre puede hacer que pierda líquidos rápidamente.

 

2. Ropa ligera: lo primero que se debe hacer es quitarle la ropa para que  la temperatura de su cuerpo suba aún más. Un body y una sábana ligera serán suficientes. Si está despierto urdes dejarlo un rato destapado.

 

3. Sin ropa: si lo notas muy caliente, puedes dejarlo solo con el pañal, siempre que el cuarto esté templado y no haya corrientes de aire. Acuéstalo sobre una toalla y desvístelo con mucha calma y suavidad (es probable que duela el cuerpo por la fiebre).

 

4. Paños húmedo: para bajarle la temperatura aplícale paños húmedos en la frente, las muñecas, las inglés, los brazos y las extremidades. Déjaselos puestos un par de minutos. No uses hielos ni agua helada.

 

5. Baño en seco: el baño de agua tibia se desaconseja en los bebé pequeñitos porque el cambio brusco de temperatura puede bajarles la presión arterial. Es mejor refrescarle las extremidades con una esponja húmeda.

 

6. Medicación: si el pediatra aconseja un antipirético intenta dárselo justo antes de la toma, para asegurarte que no lo devuelva en caso de que lo regurgite. El ibuprofeno debe tomarse con la comida porque puede irritar el estómago.