Categories
Ser Bebé

¿Cómo saber si el bebé tiene hambre?

Si aún te cuesta trabajo saber si el bebé tiene hambre, ¡tranquila! Aquí te ayudamos a resolver el misterio.

Si aún te cuesta trabajo saber si el bebé tiene hambre, ¡tranquila! Aquí te ayudamos a resolver el misterio.

Muchas mamás primerizas se preguntan cómo es posible identificar si el bebé tiene hambre, sobre todo cuando parece que no emiten otra señal además del llanto para pedir alimento. 

 

¡No te confundas!

 

En general, la mayoría de los bebés llora cuando tiene hambre, aunque en algunas ocasiones solo puede estar inquieto. A pesar de que los bebés deben comer a libre demanda (comer cuando lo pida), es importante establecer horarios, de esta manera ambos sabrán que cuál es la hora de comer. El bebé se acostumbrará a los horarios y tú también y los dos ¡la pasarán mejor!

 

¡Nunca lo obligues!

 

Si tu bebé está llorando, lo acercaste al pecho o le diste la mamila y lo rechazó, seguramente no tiene hambre. Seguramente lo que necesita es tu atención, algún cariño o simplemente que lo abraces. Si ya rechazó la comida, nunca lo obligues a comer, esto podría provocar en él sentimiento negativos en cuanto a la comida. 

 

SIGUE LEYENDO: Nunca lo obligues a comer.

 

Foto: iStock

 

Cuida el peso del bebé

 

Para saber si el bebé ha comido lo suficiente, no sirven los gestos. Lo que nos dice si está bien alimentado o está pasando hambre es el peso.

 

Si está ganando peso, por mucho que llore, no está pasando hambre. En cambio, si pierde peso, por muy tranquilo que lo veas, posiblemente tenga problemas de nutrición. Los niños que pierden mucho peso no lloran de hambre, porque están demasiado débiles para llorar.

 

Tampoco hay que poner al bebé al pecho constantemente. Prueba a esperar a que tu hijo pida el pecho. A partir de los tres meses, los niños muestran muy claramente que quieren comer, se van hacia el pecho aunque la madre esté vestida, lo tocan y aprenden a apartar la ropa. En poco tiempo los dos establecen un código de comunicación que te permitirá saber lo que tu hijo necesita. 

 

TE INTERESA: ¿Es normal que el recién nacido pierda peso?