Categorías
Ser Familia

¡Evita que tu hijo se accidente en casa! Haz tu casa segura con estas medidas

La mayoría de los accidentes ocurre en el hogar, por ello te dejamos esta mini guía que te ayuda a prevenirlos y a salvaguardar la salud de tu familia.

La mayoría de los accidentes ocurren en el hogar, por ello te dejamos esta mini guía que te ayuda a prevenirlos y a salvaguardar la salud de tu familia. Haz que tu casa sea segura para tus hijos. 

No falla. En cuanto el peque empieza a dar sus primero pasos, los papás comienzan a sufrir un extraño síndrome: la «accidentis». Cual Sherlock Holmes domésticos recorren la casa mirando con desconfianza  esas esquinas picudas, esas puertas siempre dispuestas a cerrarse cuando los deditos del nene andan cerca, esos suelos perfectos para resbalones.

De pronto, el antes acogedor hogar familiar se convierte en una trampa mortal. Los datos apoyan esta preocupación de los padres: es cierto que la mayoría de los accidentes infantiles se producen en casa. Sin embargo, no se trata de convertir la vivienda en una jaula de cristal. Basta con tomar algunas medidas para garantizar que tu hijo pueda moverse y explorar con seguridad.

Comedor y dormitorios

Aunque no son los lugares más peligrosos, hablemos de ellos porque son los sitios donde los niños pasan la mayor parte del tiempo. La regla de oro en la seguridad infantil es establecer un área segura, es decir, un espacio comprendido entre el suelo y 1.20 m de altura libre de riesgos. Para ello, nada mejor que mirar tu casa con ojos de niño. Puedes ponerte en cuclillas o a gatas y recorrer las habitaciones en busca de esquinas desprotegidas, cables, enchufes, muebles inestables, etc.

  1. Protege las esquinas de los muebles con cubiertas de goma o silicón.
  2. Usa cubre enchufes que tu hijo no pueda sacar o tragarse. Agrupa y resguarda los cables para que no pueda manipularlos o tropezar con ellos.
  3. Fija las estanterías y los muebles a las paredes.
  4. Evita las lámparas de pie con las que tu hijo pueda tropezar o lámparas de mesa que pueda volcar sobre sí.
  5. Pon en las bisagras de las puertas topes que impidan que se cierren y tu hijo se machuque los dedos.
  6. En el dormitorio, minimiza los golpes con suelos blandos, por ejemplo, los tapetes de fomi; también coloca una barrera protectora que le impida caerse de la cama.

Cocina

Es un lugar donde los niños no deberían entrar nunca solos, así que la puerta debe permanecer siempre cerrada.

  1. Coloca dispositivos que impiden que accedan  a la zona, seguros para que no puedan utilizar las perillas y botones de la estufa y pantallas para la puerta del horno para evitar que se quemen si las tocan.
  2. Los objetos peligrosos (cuchillos, productos de limpieza…) deben estar siempre fuera de su alcance; ocurren muchos accidentes con estos objetos.
  3. Ojo con las bolsas que pueden producir asfixia, o con algunos alimentos crudos como la pasta o las legumbres, con los que pueden atragantarse.
  4. Puedes colocar una alarma de movimiento para detectar cuando entre a esta zona de la casa.

Por Berenice Villatoro