Categorías
Ser Mamá

El posparto debería durar más de 40 días

Ponerse frente a un espejo después de haber dado a luz es mostrar todos los cambios que sufrió el cuerpo de la madre, y en realidad no es como vemos a las famosas, que «lucen radiantes y perfectas».

 

Días después del nacimiento de tu bebé seguramente estarás hinchada, adolorida y sin ganas de mucho.

 

“Y nada más lejos de la realidad: nuestro abdomen sale casi igual que si aún estuviese el bebé dentro”, señala la ginecóloga y obstetra Amira Alkourdi con respecto a cuando se abandona el hospital.

 

El posparto no sólo son 40 días como muchos piensan, incluso podría alargarse hasta un año, esto depende de la salud que tenía la madre antes del embarazo.

 

En la cuarentena se pueden observar como algunas cosas comienzan a regresar a su lugar y poco a poco todo vuelve a la «normalidad».

 

 

Hay que destacar que el estado endocrinológico y nutricional de la mujer que está lactando es muy diferente al de la gestación y al previo al embarazo, y no se restablece la normalidad hasta que pasan unos seis meses desde que se termina la lactancia», señalan.

 

Cabe destacar que no todo es físico, también aparecen los cambios emocionales y psicológicos. «En los primeros días es normal que la mamá sienta tristeza, irritabilidad, cambios en el apetito, no conseguir dormir como bien e, incluso, tener sentimiento de inutilidad», lo que muchos llaman «maternity blues».

 

Recuerda que cada cuerpo es distinto y no necesariamente en 40 días debes estar «perfecta», el proceso es individual, de paciencia y apoyo.