Categorías
Ser Familia

Trucos para un hogar libre de malos olores

Quizá cocinaste pescado o por alguna razón hay un mal olor en casa, sigue estos trucos para un hogar libre de malos olores.

Baño fresco

Es común que el baño huela a humedad.

1) Ventílalo diariamente.

2) Desinfecta la taza con cloro por lo menos una vez a la semana.

3) Limpia con producto de limpieza con tu aroma favorito (limón, lavanda, flores…)

Que entre el aire

Todos los días por la mañana debes ventilar las habitaciones. Esto sirve para refrescar el aire y evitar la humedad.

Microondas limpio

Al menos una vez a la semana debes limpiar el horno de microondas, pero si no se le quita un mal aroma, coloca adentro un recipiente de agua con limón, déjalo ahí medio día para que absorba los malos olores.

Te interesa: 5 razones para tener plantas en tu cocina

Refrigerador limpio

Evita que haya derrames y alimentos podridos. Haz una limpieza profunda al menos, una vez al mes. Si no se quita el mal olor coloca un molde con bicarbonato de sodio medio día.

Mascota aseada

Lava con frecuencia todos los espacios de tu mascota y báñala según los cuidados que te haya recomendado el veterinario.

Un hogar limpio y que con un aroma rico se queda en la memoria de tu hijo para siempre.

Danos un tip de limpieza que te sea efectivo

¿Saldrás de vacaciones? Evita los robos en tu hogar

Categorías
Belleza

13 tips para prevenir las várices

Con la llegada del calor y la primavera viene la época de sacar las faldas y vestidos, sigue estos 13 tips para prevenir las várices y lucir unas piernas bonitas.

¿Qué son?

Son venas que se hinchan en la zona de las piernas, debido a una acumulación de sangre que no es normal.

¿Qué las causa?

Durante el embarazo, diferentes hormonas aumentan el volumen de la sangre que circula en el cuerpo e incrementan la presión intravenosa. Durante la gestación realizas menos actividad física y tu bebé presiona la pelvis, lo que dificulta el regreso de la sangre desde las piernas a tu corazón.

Señales para detectar várices

• Sientes ardor, comezón, hormigueo, dolor o piernas muy cansadas

• Tienes los tobillos y piernas hinchadas

• Se eleva tu temperatura corporal, en especial en las venas

• Percibes pequeñas venas rojizas o azules (como ramificaciones) en las piernas

• Observas cambios en la coloración de tu piel

• Te dan fuertes calambres nocturnos

Várices y embarazo

Durante el embarazo hay mayor riesgo de que aparezcan o aumenten las várices porque los vasos sanguíneos de las piernas se sobrecargan por el peso creciente del bebé.

Sigue estos 13 tips para prevenir las várices y también para aliviar un poco las molestias:

  1. Cuando tengas que permanecer mucho tiempo sentada procura mantener siempre las piernas un poco elevadas o de vez en cuando realiza movimientos rotatorios con los pies en un sentido y al otro.
  2. Consulta a tu médico para ver si puedes practicar ejercicios para favorecer la circulación, como el pedaleo de bicicleta acostada boca arriba y caminar.
  3. Báñate con agua tibia para tonificar los vasos sanguíneos, deja que el chorro de agua caiga sobre tus piernas.
  4. No subas demasiado de peso en el embarazo para no sobrecargar todavía más tus piernas. Consume alimentos ricos en fibra y evita las grasas.
  5. Practica regularmente algún ejercicio físico suave: caminar, nadar, pilates, yoga… Siempre y cuando tu médico te lo recomiende, te ayudará a que la sangre circule mejor.
  6. Si ya tienes várices o pasas mucho tiempo de pie, podrías utilizar medias de compresión. Tu médico puede recetártelas. Aliviarán mucho la pesadez y también ayudarán a que no empeoren las varices. Evita los calcetines apretados y procura que no se marque el elástico en tu piel.
  7. Para favorecer la eliminación de líquidos (en el embarazo se retienen más por los cambios hormonales), es aconsejable beber bastante agua; de todos modos, consulta a tu médico.
  8. No uses ropa entallada: prefiere la ancha y cómoda, tanto interior como exterior.
  9. Date masajes suaves en los tobillos (del tobillo al muslo) con alguna crema especial para piernas cansadas.
  10. Evita las posturas que dificultan la circulación, como cruzar las piernas. Consulta a tu médico para ver si puedes sentarte unos minutos por las tardes y elevar un poco los pies sobre una pared o banco.
  11. Usa calzado cómodo y deja los tacones o zapatos apretados.
  12. Consulta con tu médico si puedes dormir con las piernas más altas que la postura de tu cabeza y por cuánto tiempo lo recomienda.
  13. Evita bañarte con agua muy caliente, depilarte con cera caliente y exponerte al sol por periodos prolongados.

Si las tratas a tiempo, puedes prevenir las várices con un buen tratamiento, aunque si tienes factor hereditario, es probable que se presenten en alguna etapa de tu vida.

¿Te han salido várices? Recomiéndanos un tip.