Categorías
Así Crece

¿Mi hijo camina bien?

¿Mi hijo camina bien?

Los pies de los niños tienen gran flexibilidad porque sus articulaciones y ligamentos están aún sin formar. Por ello, precisan de nuestra atención para asegurarnos de que tienen un crecimiento sano.

Ten en cuenta esto…

Cómo cuidar tus ojos y los de tu hijo

¿Mi hijo camina bien?

Es importante cuidar y observar los primeros pasos de tu hijo por si detectas cualquier anomalía. Hay que prestar especial atención si alguno de los papás ha tenido o tiene algún problema en los pies. Existe cierta predisposición a que un niño con antecedentes familiares de, por ejemplo, pies planos, tenga pies planos.

Pie cavo: consiste en un aumento del arco plantar. Pese a no tener repercusiones graves, puede llegar a ser muy molesto y producir dolor en las zonas de apoyo. Una buena manera de detectarlo es observar si el niño desgasta con demasiada rapidez sus zapatitos por los lados.

Tratamiento

Lo mejor es llevarlo al traumatólogo y vigilar el estado del calzado de tu peque, que debe ser sin cordones. Es probable que los zapatos le causen dolor en los empeines. Si la malformación es muy acusada se puede operar antes de los once años, edad en la que el pie comienza a adquirir la consistencia del de un adulto.

Pie varo: el niño pisa apoyándose en la parte externa del pie: el talón queda hacia dentro y el tobillo hacia fuera. Generalmente aparece asociado al pie cavo. Su origen puede deberse a una mala postura en el útero o a alguna enfermedad neurológica hereditaria.

Tratamiento

Exige tratamiento ortopédico, pero la corrección es más lenta y requiere un seguimiento más exhaustivo a base de controles hasta que el niño cumple los 8 ó 9 años.

Pie equino: prácticamente solo se apoya en las puntas de los pies y no llega a asentar el talón en el suelo. Es un problema poco habitual. No debemos confundirlo con la tendencia transitoria de algunos niños de andar de puntillas.

¿Tu hijo podría tener piojos?

10 mitos sobre los piojos

Tratamiento

Si el niño puede flexionar los pies hacia la planta y el dorso y tiene movilidad completa, no hay razones para preocuparse. Los niños con pie equino se caen mucho y suelen desgastar las punteras de los zapatos. Se trata con ortopedia, y esos correctores y, si hiciera falta, con cirugía.

Pie valgo: el pequeño apoya los pies sobre los laterales internos y el talón queda hacia fuera y el tobillo hacia dentro. Se encuentra asociado al pie plano.

Tratamiento

No necesita tratamiento, ya que este defecto suele desaparecer hacia los tres años. Casi todos los niños tienen los pies un poco valgos cuando dan sus primeros pasos (por cómo colocan las piernas), pero con el tiempo la postura se corrige.

¿Tu bebé necesita zapatos ortopédicos?

Foto: Getty Images

Ayuda al buen desarrollo de tu hijo…

Alimentos que incrementan su energía

Categorías
Embarazo

17 consejos para un parto feliz

17 consejos para un parto feliz, enfócate en tu salud y en la de tu bebé

¿Tu bebé está por nacer? Seguro rondan mil preguntas por tu cabeza, ¿me dolerá? ¿Cómo será mi bebé? ¿Sabré qué hacer cuando llegue el momento? ¿Y si hay algún contratiempo? La sensación de incertidumbre, miedo y estrés te invaden porque te enfrentarás a algo desconocido aunque quizá alguna amiga o conocida te compartió su experiencia o hayas escuchado alguna vez alguna “historias de terror” sobre la cesárea, la anestesia…

17 consejos para un parto feliz

No vale la pena estresarte, cada parto es único y no sabrás qué pasará hasta que llegue ese momento. En lo que debes enfocarte es en tener pensamientos positivos y en ayudar a que tu bebé nazca bien. Con estos 17 consejos para un parto feliz, el momento del parto será memorable.

1. Cuida tu peso

No aumentes más de 10 kilos, trata de tener una alimentación equilibrada rica en frutas y vegetales para evitar padecimientos como la diabetes gestacional o presión arterial alta.

2. Haz ejercicio

Si tu médico lo indica, camina, practica natación o yoga bajo una asesoría profesional.

3. Lee mucho

Desde que sabes que serás mamá, trata de informarte de todo sobre el parto, los signos de alarma, técnicas de lactancia, así te sentirás más segura.

4. Involucra a tu pareja

Es importante contar con el apoyo de tu pareja, lean juntos, asistan a cursos, aprendan a respirar y a pujar, su cercanía te dará más seguridad.

5. Confía en ti

Tu cuerpo está capacitado para recibir a tu bebé, confía en que lo harás bien.

6. Ten todo preparado

Te aconsejamos que a partir de la semana 30, tengas a la mano una maleta con todo lo que necesitarás llevar al hospital.

7. Trata de dormir

Con el peso de tu pancita y las constantes ganas de ir al baño, seguro cada vez es más complicado conciliar el sueño pero trata de recostarte sobre tu lado izquierdo, así ayudarás a que le llegue una buena oxigenación a tu bebé.

8. Mantén la calma

Ante el primer síntoma de alarma habla con tu médico, él te indicará qué debes hacer.

9. Date un baño

Si estás programada, trata de darte un baño con agua tibia para relajarte.

10. Pide un masaje

Si lo deseas, puedes decirle a tu pareja que te dé un masaje en la espalda, hombros, manos, te ayudará a calmar los nervios.

11. No te presiones

Enfócate en ti, tu bebé y tu pareja, no sientas presión por avisarle a medio mundo que tu bebé está a punto de nacer.

12. Camina lento

Si ya estás en el hospital, sigue las indicaciones e tu médico, quizá te diga que debes caminar, porque estar acostada retrasa el proceso de dilatación y comprime los vasos sanguíneos que llevan la sangre al bebé.

13. Respira

Está comprobado que respirar reduce los nervios, la ansiedad y el dolor. Hazlo lenta y profundamente.

14. Ve a un curso psicoprofiláctico

En él te darán técnicas para respirar y prepararte mejor para recibir a tu bebé. Lo mejor es que vayas junto con tu pareja.

15. Trata de relajarte

Si estás muy nerviosa, todo tu cuerpo y músculos se tensan y la dilatación será más difícil.

16. Sé positiva en los cambios

Ten en mente que quizá algo pueda cambiar de última hora, es decir, si ibas a tener un parto natural pero por alguna circunstancia, tu médico prefiere hacerte una cesárea, fluye. No dejes que eso interfiera con tu felicidad, lo importante es que tú y tu bebé estén bien.

17. Prepara la cámara

Quizá por la prisa el pensar en llevar una cámara al hospital no se te ocurra, pero si quieres captar esos momentos especiales, no olvides que tenga pila, llevar el cargador y memoria suficiente.

¿Cómo saber que se acerca el parto?

Tu cuerpo manifiesta algunos cambios como:

  • Mayor secreción vaginal
  • Sientes contracciones
  • Se intensifican los movimientos de tu bebé

Tu actitud y la preparación que hayas tenido durante tu embarazo, ayudarán a tu bebé.

¿Cuántas semanas tienes de embarazo?

Cuando nazca tu bebé, fortalece su amor en pareja

13 consejos para reavivar el amor en pareja