Categories
Ser Bebé

Conoce las estados del sueño de tu bebé para ayudarlo a dormir mejor

Cada tres o cuatro horas tu bebé puede cambiar de uno a otro de los siguientes seis estados del sueño. Importa que los conozcas para que puedas satisfacer su necesidad de dormir en ese momento. Recuerda que hasta los seis meses, es vital para él sentirse protegido y con la seguridad de que sus cuidadores están ahí para resolverle sus necesidades y, por supuesto, mejorar que el estrés que puede sentir al no dormir plácidamente.

Michelle Aziz, experta pedagoga afirma que justamente cuando los niños sienten estrés a causa de que tienen una necesidad física o emocional (frío, hambre, sueño, miedo, hambre…) es cuando desarrollan el apego, el cual se torma seguro si su mamá lo atiende, o inseguro si lo deja llorar o no lo ayuda a conciliar el sueño, por ejemplo.

En este sentido, para que tu niño desarrolle un apego seguro y con ello una personalidad fuerte, seguro de sí mismo, empoderado, necesitas conocerlo bien a bien para saber cubrir  sus necesidades, como la de dormir tranquilamente.

Estados de su sueño, cómo los reconoces y qué puedes hacer:

Sueño profundo: la respiración es profunda y regular. Tip: procura mantener el entorno en calma y sin ruidos.

Sueño liviano: los párpados se agitan, la respiración se vuelve más superficial, es posible que el pequeño se asuste o se mueva. Tip: cuando veas que brinca o se mueve, sóbale su pancita para que te sienta presente y se calme.

Somnolencia: es probable que lloriquee, abra soñoliento los ojos, se despierte o vuelva a dormirse. Tip: háblale bajito, cántale y acarícialo.

Despierto y atento: es el estado en que responde mejor, el cuerpo y los ojos están más enfocados. Tip: Si deseas inducirlo al sueño, un truco es dar un paseo con él para cansarlo un poco.

Molesto y despierto: el bebé parece encontrarse demasiado estimulado, por ese motivo llora mucho, voltea la cabeza, se retuerce. Tip: revisa su pañal, dale el pecho y revisa su temperatura, la razón puede ser que necesite comer.

El llanto: el bebé llora, busca la atención de sus padres, si se le tranquiliza es posible que se duerma o que vuelva al estado de atención. Tip: portéalo un rato para que se tranquilice escuchando tu corazón y sintiendo tu calor.

por Felipe Salinas