Categorías
Así Crece

¿Tu hijo ha estado triste varios días? Puede tener estrés infantil

Pareciera que es tema de adultos, pero también puede presentarse desde la infancia, por lo cual es importante conocer sus causas y algunos de sus síntomas. Te decimos las causas del estrés infantil y algunas formas en que tu hijo puede reflejarlo. 

Como papás, en ocasiones pensamos que los niños realmente no tienen preocupaciones o que ciertos problemas en general no los afecta; sin embargo esto no es del todo correcto, pues para comenzar ellos pueden reflejar lo que nosotros sentimos y cómo los tratamos.

Las causas que pueden generar estrés en tu hijo:

  • La separación familiar al ingresar a la escuela o preescolar.
  • Presiones en las escuela (con compañeros y maestros).
  • Problemas de los padres o hermanos que llegan a identificar.
  • Separación de padres o divorcio.
  • El deseo de pertenecer o encajar en un medio social (como la escuela o equipos deportivos).
  • Cuando es forzado a realizar actividades que no disfruta.
  • Enfermedades propias o de familiares.
  • Noticias e imágenes que observa por televisión o internet.

Así afecta a los niños un divorcio violento de sus padres

Las causas del estrés pueden ser muy diversas en los niños, por ello es importante que si notas algún cambio de conducta en tu hijo, como mayor irritabilidad, ansiedad, tristeza, dolor de cabeza o estómago y mareos o vómitos, te acerques a él y le preguntes  cómo se siente, ya que pueden ser signos de estrés.

El apoyo y comprensión son fundamentales para un pequeño estresado, así que te invitamos a que si tu hijo siente estrés le brindes todo tu cariño; platica y trata de conocerlo mejor en sus sentimientos y lo que piensa. Otra buena forma de prevenir el estrés es realizar actividades en familia que sea divertidas para ellos. Ahora ya lo sabes, así que ¡cuídalos!

FOTO GETTY IMAGES

Mira estos bosques que puedes conocer junto con tu hijo para aliviar su estrés: 

Si estimular su creatividad quieres, llévalo a conocer estos bosques

 

Categorías
Padres e Hijos

3 formas de controlar el enojo

Es muy normal que tras un día de mucho trabajo, tránsito y el montón de obligaciones te sientas rebasada y reacciones con enojo a la primera que te hagan: te dejamos estas efectivas formas de controlar el enojo.

Tu hijo tira la leche y tú, te enojas; no quiere ponerse la pijama y tú le gritas “no te lo vuelvo a repetir”; vaya, que cuando sientes enojo no te agrada siquiera que haga ruido en la casa. ¿Qué hacer?

Te interesa: Alimentos que te hacen feliz

Exprésalo

Cuando estás enojada lo primero que te ocurre es una reacción instintiva hacia la agresión muchas veces contra el primero que te irrite o haga algo que no te gusta (aunque sea tu hijo). Por supuesto, esto no es lo ideal porque entre el enojo puedes herir a tu hijo con palabras o golpes. Necesitas poner en palabras tu emoción: «estoy enojada porque… (ya quería llegar a casa a descansar y hubo muchísimo tránsito, por ejemplo).

Suprímelo

Esto ocurre cuando dejas de enfocarte en el enojo y optas por orientar tu atención en actividades que desfoguen tu energía: jugar con tu hijo, el gym, tener sexo…es  convertirlo en algo constructivo; calro que no se trata de “tragarlo” porque de hacerlo, en cualquier momento puedes explotar por complaeto o de poco a poco con actitudes pasivo- agresivas del tipoenjuiciamiento o control del otro: “ya te dije cariño que lo estás haciendo mal y ahora debes repetir la palabra 100 veces”.

Déjalo ir

Es lo más difícil de lograr, para ello necesitas empezar a reconocer tus reacciones físicas del enojo para, poco a poco, irlas controlando cuando aparezcan con tu respiración calmada y profunda. Por otro lado, lo mejor es hacer conscientes tus pensamientos negativos del momento para no alimentarlos: “estoy harta de que nadie me ayuda, de tener tanta responsabilidad…». Busca callar tales pensamiento ocupando tu mente con ideas que te sumen paz: “voy a abrazar a mi hijo, jugaré un rato con el perro, esta vez voy a respirar, yo puedo…”.

Cuando tu hijo esté en pleno berrinche, tengas una pelea de pareja, mucho trabajo, estés frente a cualquier situación que te despierte el enojo, recuerda estas técnicas y hazlas. En verdad te funcionarán, solo es cuestión de practicarlas.

FOTO GETTY IMAGES

Te invitamos a leer:

Pensamientos positivos que te ayudan a ser mejor mamá