Categorías
Así Crece

5 razones para llevar a tu hijo al parque

5 razones para llevar a tu hijo al parque, ¡que le traerán felicidad a toda la familia!

Por Berenice Villatoro y Mayra Martínez

El parque es uno de esos lugares que de niños todos adoramos, que de jóvenes frecuentamos y que como adultos, siempre regresamos, pero ahora con nuestro hijo. Es cómplice y testigo de muchas de nuestras aventuras en la infancia.

Descubre los diferentes beneficios de ir al parque con tu hijo.

5 razones para llevar a tu hijo al parque

  1. Los juegos del parque (resbaladilla, gusano de aros, columpios, sube y baja, etc.) ayudan a desarrollar habilidades motoras y coordinación a los niños. Esto también les permite ser más independientes y autónomos.
  2. Es el lugar perfecto para hacer amigos, pues aun cuando no conozcan a nadie, los niños siempre se mostrarán empáticos ante la oportunidad de jugar en pequeños grupos, con lo cual se refuerzan sus conductas empáticas y sociales, también su autoestima al ver que es capaz de llevarse bien con otros.
  3. Ir al parque es el pretexto perfecto para convivir en familia, hacer deportes juntos y promover mejores hábitos de vida. Además, es una buena manera de conocer mejor a los pequeños.
  4. Estar en contacto con la naturaleza es vital para el desarrollo emocional de los pequeños, así descubren nuevas sensaciones y son capaces de desarrollar mejores maneras de expresar sus sentimientos.
  5. Los niños pueden aprender muchas cosas en un parque, más allá de actividades físicas o recreativas. Puedes despertar en ellos un interés científico sobre animales, plantas, piedras, etc.

SIGUE LEYENDO: Cómo estimular la creatividad de mi hijo

Cómo estimular la creatividad de mi hijo

Cada que puedas, lleva a tu hijo al parque, le darás la oportunidad de vivir experiencias que recordará toda su vida.

¿Hay un parque cerca de tu casa?

Foto: Getty Images

TE INTERESA: Cómo le ayudo a mi hijo a hablar más

Divertidos juegos para que tu hijo aprenda vocabulario

Categorías
Padres e Hijos

Cómo enseñarle los números a tu hijo

¿Cómo enseñarle los números a tu hijo?

Aprender los números representa todo un reto ya que tu hijo tendrá que aprender tres cosas para lograr con éxito la misión, tendrá que:

1) Memorizar el nombre de cada número

2)  Saber cómo se escribe

3) El orden de la numeración

La clave: ayudar a tu hijo a asociar los números con algunos objetos.

¿Cómo enseñarle los números a tu hijo?

Tu hijo aprende todo gracias al juego, es la forma más divertida y lúdica para que el aprendizaje se quede en su memoria. Entonces, para ayudar a que tu hijo aprenda los números, tú puedes…

Clasificar

Jugar con él a clasificar objetos por color, figura, tamaño, textura, personaje…

Acomodar

Acomodar algo de mayor a menor. ¿Has visto esos juguetes de plástico en donde deben insertar aros de colores de mayor a menor? Son perfectos para ejercitar a tu hijo.

Todos a contar

Cada que puedas cuenta algo al lado de tu hijo, es decir, al momento de subir escalones, los limones del supermercado, los perritos que ven en la calle, los peluches de su habitación…

Canciones numéricas

Canten melodías que en la letra digan algo de los números.

Cuenta sus dedos

Después de bañarlo, juega con él a contar los deditos de manos y pies.

El rey pide

Jugar este juego de “El rey pide” lo ayuda, ya que tú le pides algo de su cuarto, puede ser desde un calcetín, un oso, un cuento… Y debes especificar la cantidad, así irá asociando, los objetos con la cantidad requerida…

Clasificar calcetines

Cuando tengas que guardar calcetines, pídele ayuda para que te ayude a clasificarlos por pares y al final a guardar los 10 (o la cantidad que sean) de pares.

El abaco

Puedes ayudarte de este instrumento infantil para repasar los números con tu hijo, le llamará la atención los colores.

Postre numérico

Si vas a darle una galleta, gomitas, rebanas de fruta o algún postre a tu hijo, pídele que lo cuente antes de comérselo.

A dibujar

En una cartulina, hoja de papel blanca o cualquier material que tengas a tu alcance, dibuja con tu hijo lo que sea, estrellas, flores, soles, caritas felices, puedes ir de menor a mayor, poner el número al lado del conjunto de objetos…

La maestra

Puedes jugar a la escuelita con tu hijo y pedirle ciertas tareas, desde dibujar cierto número de objetos, hasta traerte dos cochecitos, usa tu imaginación, al final ponle un 10.

Estos juegos funcionan desde que es pequeño ya que tu hijo aprende gracias al escucharte, puedes empezar con juegos sencillos (como repasar los números del 1 al 10) desde los 6 meses de edad.

¿Cuántos años tiene tu hijo?

Foto: Getty Images

Esta información te puede ser útil…

Mitos de la lactancia

Categorías
Salud

Meditar ayuda a tu hijo a concentrarse más

Meditar ayuda a tu hijo a concentrarse más, mira los beneficios

¿Cuántas veces al día le pides a tu hijo que se concentre y siga las instrucciones de lo que le acabas de pedir? ¿Quieres que tu hijo en alguna situación esté quieto y que te haga caso? A veces pensamos que poner atención y seguir instrucciones es algo natural, como comer y que tu hijo debería hacerlo solito, pero, a comer con cubiertos fue aprendiendo poco a poco, ¿verdad? Entonces, ¿le has enseñado a tu hijo a concentrarse?

¿Qué es el Mindfulness?

A diferencia de las meditaciones tradicionales, en el Mindfulness no se tiene que estar completamente quieto, sino que se puede realizar mientras se juega, habla o camina. Es una forma distinta de aprender a prestar atención mediante los cinco sentidos para hacer que una persona sea consciente de sí misma y de su entorno.

Meditar ayuda a tu hijo a concentrarse más

Practicar mindfulness ayuda a tu hijo a…

  • Trabajar la empatía, gratitud y paciencia
  • Escuchar
  • Apreciar el «aquí y ahora»
  • Saber qué espacio que ocupa en el planeta
  • Aprender a ver con atención
  • Comprender su entorno
  • A respirar
  • Mantener su atención
  • Tener más empatía por otros
  • Aumentar su autoestima
  • Vivir con más felicidad
  • Mejorar la memoria
  • Estar más relajado
  • Solucionar tareas
  • Tener más seguridad

Hacer las cosas con conciencia y atención motiva a ser generosos y a compartir lo bueno con los demás. Además, aprender a sentir y controlar la respiración ayuda a concentrar la atención por más tiempo.

¿Practicas yoga?

Mira los beneficios de la meditación para ti…

Cómo aprender a meditar y sus beneficios

 

Categorías
Ser Bebé

Estimular la vista de tu hijo desde recién nacido, ¡le crea grandes beneficios!

Los bebés vienen al mundo muy preparados para aprender: tienen una enorme capacidad innata de percepción y están ansiosos por recibir estímulos. No hay más que ofrecérselos. Al estimular la vista de tu hijo desde esta edad, despiertas su atención, lo haces feliz y potencias su inteligencia.

Mirar los hace más despiertos

Aprender significa establecer conexiones entre las células nerviosas en el cerebro, que se van haciendo más complejas con el tiempo. Cuanto más variadas sean las impresiones sensoriales que el ser humano recibe, más complejas serán las estructuras que se forman entre las células nerviosas. Por el contrario, las conexiones poco utilizadas se atrofian y se produce un déficit cognitivo permanente.

Michael Kavek, un psicólogo evolutivo de la universidad de Bonn, Alemania, quien investiga la capacidad de percepción de imágenes en profundidad que tienen los niños, explica que a los recién nacidos les gusta ya mirar algo.

“Desde el principio son capaces de distinguir caras y colores”; con lo que ven, ellos se hacen una especie de archivo de imágenes en la memoria. “Si se les muestra la misma imagen una y otra vez, desvían la mirada: no la miran porque ya la reconocen. Pero una nueva imagen o un nuevo color, sin embargo, supone un nuevo estímulo”, explica el Dr. Michael Kavek.

Este especialista recomienda mostrar a los bebés cuentos con sencillas estampas a partir de las seis semanas de vida; lógico, las mismas deben ser grandes y tener contornos bien definidos, si no es así, podrían confundir a los bebés que aún no tienen la visión completamente desarrollada.

También advierte que las representaciones de la televisión no sirven, ya que reproducen imágenes tridimensionales en dos dimensiones y los bebés no son capaces de descodificarlas.

Y añade que la percepción visual del niño también se estimula desde el principio mediante objetos que se mueven, por ejemplo, los móviles que se colocan sobre la cuna o las cajas de música.

Te dejamos estos juegos divertidos para estimular su vista y pases un buen rato con tu bebé; aprovecha después de alimentarlo (si no se queda profundamente dormido), o en esos momentos en que le cueste trabajo dormir para ayudarlo a relajarse. 

Categorías
Padres e Hijos

Ventajas de que tu hijo sea Boy Scout

Si a tu hijo lo están invitando a participar en un grupo de Boy Scouts, te damos 5 buenas razones para que tu hijo se inscriba a los boy scouts. ¡Tiene sus grandes ventajas!

  1. Socializa en un grupo fuera del entorno familiar: según el portal de Scout Sur, los scouts se vuelven tu segunda familia, debido a su sana convivencia, trabajo en equipo y mucha diversión.
  2. Conoce y aprecia mejor su entorno: debido a que la mayoría de sus actividades son al aire libre, tu hijo podrá apreciar mejor su entorno, y cuando salen de campamento tendrá la posibilidad de explorar y desconectarse del resto del mundo (sin tablets ni videojuegos).
  3. Desarrolla autonomía e independencia: debido a las actividades propias de los Boy Scouts, tu hijo tendrá la facilidad de resolver problemas por sí mismo (desde coser un botón hasta aprender a cocinar poco a poco).
  4. Hace ejercicio: ¡los Boy Scouts no pueden estar quietos! La mayoría de sus actividades son muy dinámicas, por lo que tu hijo se mantendrá en muy buena forma.
  5. Mejor estabilidad emocional: debido a que los scouts se plantean objetivos, obstáculos y metas concretas, tu hijo tendrá un enfoque de la vida más optimista y ayudará a su salud emocional.

Joselin Melara

Categorías
Así Crece

6 señales de que tu hijo es adicto a los videojuegos

Las adicciones pueden ir más allá de consumir drogas o bebidas alcohólicas. Estas se pueden presentar incluso en hábitos cotidianos, como en los niños que pasan horas jugando videojuegos.

Aunque hasta cierto punto puedan padecer inofensivos y seguros, los videojuegos se han convertido en una de las adicciones más recurrentes en niños, la cual afecta su salud, estilo de vida y rendimiento escolar.

 ¿Crees que tu hijo puede ser adicto a los videojuegos? Identifica las señales:

 Se aísla socialmente: los adictos a los videojuegos se alejan de familia, amigos y conocidos, ya que este es un entretenimiento solitario. Se vuelven solitarios y usan cualquier pretexto para estar “solos” (cuando lo que buscan realmente es seguir jugando).

Bajo rendimiento escolar: la adicción a los videojuegos no tarda en reflejarse en sus notas escolares. Los niños se esfuerzan cada vez menos, se vuelven distraídos y no les interesan sus malas calificaciones.

El videojuego como conducta compensatoria: si tu hijo tuvo un mal día, el único recurso que utiliza para canalizar su estrés es el de los videojuegos; es decir, es su única ruta de escape, sin que le interese hablar de sus problemas.

Noción del paso del tiempo nula: los niños no perciben el paso del tiempo cuando están jugando. Incluso pueden pasar toda la noche frente a una pantalla sin que sientan cansancio o agotamiento.

Dolor en diversas partes del cuerpo: la adicción a los videojuegos también tiene consecuencias físicas, como dolores en las articulaciones, problemas de circulación enfermedades posturales, entre otras.

Cambios de conducta irascibles: los niños adictos tienen estallidos de ira y hasta cometen agresiones físicas contra otras personas u objetos.

Si identificas alguna de estas señales, no dudes llevar a tu hijo con un terapeuta, el cual indicará cuál es la mejor forma de tratar su adicción. Como mamá, puedes hacer mucho, evitando que adquiera más videojuegos e inscribiéndolo a otros pasatiempos.

Por Josselin Melara

Categorías
Así Crece

Beneficios del kirigami en niños

El kirigami es un arte y técnica japonesa que, al igual que el origami, se utiliza papel, sólo que este es formar figuras a través de recortes.

Para hacer kirigami, se necesita hacer un trazo o dibujo previo en papel, el cual se recortará con tijeras, formando así figuras que van desde lo simple hasta las más elaboradas y creativas.

 Beneficios para niños que practican kirigami

  •  Mejora la coordinación motora fina y la destreza manual, aumentando habilidades para escribir, dibujar colorear.
  •  Optimiza el desarrollo de la coordinación motora gruesa, por lo que es más fácil manipular diversos objetos, con mayor cuidado y destreza (un balón, cepillos de dientes, peines, etc.).
  • Ayuda a desarrollar una mejor concentración y favorece a la memoria.
  • Los niños que practican kirigami también cuidan su autoestima, pues les da seguridad,la capacidad de resolver diversos problemas y tomar decisiones con mayor seguridad.
  • Estimula el lado social de los niños, además de que es una forma saludable de compartir sus emociones por medio del lado artístico, y pierde el temor a interactuar con otros.

Por Josselin Melara

 

Categorías
Así Crece

5 juegos para poner en forma la memoria de tu hijo

Puedes ayudarle a tu hijo a ejercitar esa poderosa capacidad que le acompaña desde el nacimiento. Te decimos cómo

Por Jessica López Cervantes

La memoria, propiamente dicha como la capacidad para almacenar información y evocar algo que no está presente, comienza a fraguarse en los 12 primeros meses y se robustece con la aparición del lenguaje, lo que sucede alrededor del segundo año de vida. A partir de los cuatro años es cuando los niños la perfeccionan con habilidades y estrategias que les brindan la oportunidad de manejar los recuerdos a su antojo. Para ti sigue siendo un bebé que acaba de despertar al mundo, pero muy pronto te mostrará lo inteligente que es; de momento es tu turno de estimular esos toques de genialidad ocasionados por su memoria.

 

TU CUERPO Y EL SUYO

Puesto que ya se mantiene sentado en la tina, la hora del baño puede ser mucho más entretenida. Como tienes las manos libres, aprovecha para indicarle en su cuerpo, o el tuyo si te bañas con él, dónde está el ombligo, las rodillas, el cuello, la nariz… La siguiente parte del juego es pedirle que señale dónde están esas partes y la tercera es preguntarle si eso que señalas es un ombligo, el cuello o las rodillas. Reirá bastante cada vez que acierte y lo celebres con unas divertidas cosquillas.

 

CANTAR SIN PARAR

Los bebés desarrollan el gusto por la música desde pequeñitos. Por eso, en cuanto comienzan a balbucear sus primeras palabras, intentarán cantarlo todo. Les encanta saber lo que viene a continuación y con una melodía que han escuchado cientos de veces pueden adelantarse a la siguiente estrofa. Es un ejercicio bueno para su memoria, sobre todo si dejas que sea él quien acabe las estrofas. Incluso aunque no sepa hablar todavía, balbuceará sonidos: esto puede ser suficiente para que se sume a los coros. Una vez que domine el lenguaje, cantará toda la canción.

5 juegos para poner en forma la memoria de tu hijo
PEXELS

¿DÓNDE QUEDÓ LA BOLITA?

Se trata de jugar en dónde quedó la bolita, con la diferencia de que tendrás que dejarla en la misma posición. Mete una bolita bajo uno de tres vasos de plástico que tengas frente a él y explícale que pondrás la pelota en el vaso de en medio. Si al preguntarle bajo qué vaso está, señala el del centro, puedes pasar al siguiente nivel: repetir la misma operación despacito y, al acabar, mover el vaso del centro a un lado. Si ha estado atento, levantará el correcto.

 

REGRESO AL PASADO

Para los niños, un álbum de fotos es como un cuento al que mamá y papá ponen voz. Él va relacionando las imágenes con los nombres que ustedes asocian a las fotos (“esta es la tía Ale, este el tío Jorge…”); así llega a conocer a los hermanos de sus padres que viven en otro estado, a los primos que ve menos, a los abuelos de papá y mamá… Mientras pasas las fotos en tu celular, estimulas su memoria; sobre todo si usas las mismas fotos, al menos hasta que asocie él mismo los nombres y caras. Si aún no habla, puedes ayudarlo enseñándole una imagen preguntándole quién es y luego  decirle el nombre de dicha persona.

 

EL ESCONDITE DE LOS OBJETOS PERDIDOS

Se trata de jugar a un escondite especial en el que no serás ni tú ni él quienes se escondan. Lo primero es elegir varios objetos que reconozca sin dificultad (uno de sus peluches, un coche de juguete, su pañal…). Después le dirás lo que vas a hacer, que es esconder los objetos en distintos lugares de la misma habitación mientras él lo ve todo: “Voy a esconder al perrito detrás de este cojín; el coche rojo lo pondré atrás de la puerta…”. El requisito para que el juego funcione es que, mientras guardas y nombras los objetos, su atención se centre en ti. Se trata de que él “encuentre” los objetos escondidos aunque los esté observando desde un principio.

 

ESTE ARTÍCULO SE PUBLICÓ POR PRIMERA VEZ EN LA EDICIÓN IMPRESA DE LA REVISTA PADRES E HIJOS DE FEBRERO
Categorías
Así Crece

Enséñale a divertirse solo

A veces resulta imposible estar pegada jugando con tu hijo; Aquí unas ideas para mantenerlo entretenido mientras haces otra actividad

 

TEXTO: Armando Ayala

Ya fuiste con tu niño al zoológico, al parque, al cine, le leíste cuentos, jugaron, vieron una película y te sale con… “¡Estoy aburrido!”. ¿Te suena familiar? Sólo debes ser creativa y estimularlo adecuadamente para que se entretenga con cosas sencillas. Algunas claves para combatir el tedio:

 

PONTE EN ACCIÓN: participa activamente en el tiempo de ocio de tu hijo; no basta con comprarle juguetes, para que se anime a jugar solito debes…

 

 

Implicarte en sus juegos: inicien juntos un rompecabezas, un castillo con bloques o un dibujo y anímalo a terminarlo por su cuenta.

 

En compañía: déjalo permanecer a tu lado aún si tienes trabajo o quehaceres que te impidan jugar con él, no lo recluyas en su habitación.

 

Buen ayudante: permite que te dé una mano: a los niños les encanta colaborar. Puede ayudarte a doblar calcetines, sacudir un mueble… si lo planteas como un juego, lo disfrutará.

 

Juguetes didácticos: debe tener juegos y juguetes adecuados a su edad y deben estar a la mano para que tome uno y luego otro y otro. Zona feliz: acondiciona un espacio de tu casa para la lectura, improvisa un taller de manualidades con plastilinas, pinturas…

 

Fomenta su creatividad: facilítale objetos como revistas, cajas de cereales vacías, rollos de papel higiénico, retazos, pegamento, tijeras, cartulina o collares de cuentas para que pueda hacer un collage.

 

 

Organiza reuniones infantiles sencillas:

 

Tu hijo necesita jugar con niños de su edad. Cada que puedas invita alguna tarde a algún primo, vecino o amiguito de la escuela.

 

¿ABURRIMIENTO O TRISTEZA?

 

Los niños también se deprimen o atraviesan periodos de tristeza profunda, aunque su comportamiento y síntomas difieren de los de un adulto. Un niño que creemos aburrido o poco cariñoso puede ser en realidad un infante triste. Debes estar atenta a los síntomas: si se queja constantemente de aburrimiento y falta de energía, tiende a aislarse de otros niños, se alteran sus patrones de comida y sueño, se queja de dolores varios… puede que estés ante un caso de depresión infantil. El primer paso es acudir al médico para descartar posibles enfermedades. Si a pesar de todo los síntomas persisten, tendrás que ir con un psicólogo o psiquiatra infantil: cuanto antes se diagnostique y trate la depresión, más rápido y mejor se curará.

Categorías
Así Crece

Juegos que ayudan a desarrollar la inteligencia emocional de tus hijos

La inteligencia emocional es la capacidad de reconocer lo que sentimos, cómo afecta lo que pasa en nuestro interior y los efectos que tendrá sobre nuestra conducta; en esencia es tener conciencia de nuestro yo emocional, lo que nos permite relacionarnos mejor con las personas que nos rodean.

En los últimos años, se ha hecho más el interés en ella, debido a los altos indices de estrés y falta de convivencia entre los adultos, y aunque nada está perdido para nosotros, son nuestros hijos para quienes es más sencillo hacerlo, pues son una esponja que absorbe conocimiento.

Si quieres que tus hijos sean personas asertivas en inteligencia emocional puedes ayudarlos desde casa con sencillos juegos que los harán a desarrollar su inteligencia emocional.

CARAS-EMOCIONES

Ya sea a través del clásico juego de caras y gestos, o bien con tarjetones que tiene dibujos de rostros (hay algunos a la venta), tus peques deberán adivinar qué sentimiento les recuerda. Pregúntale por lo rasgos que detecta en dicha cara, y luego pasa al plano emocional: ¿qué siente?, ¿qué le pasa? y ¿cómo llegaría a una solución? De ser posible dile que ejemplifique en su vida diaria ese sentimiento y que te cuente qué hizo para solucionarlo, así, además, conocerás un poco de las preocupaciones de tus hijos.

SEPARAR EMOCIONES

Usa un par de contenedores pequeños para que tus hijos hagan dibujos o escriban en un papel situaciones que los ponen felices y otras que no, así colocarán las buenas en un contenedor y las malas en otro. Después, en familia, pueden sacarlas y hablar de lo que les está sucediendo y dar opciones para dejar de sentirse mal o promover aquellas que los motivan.

PEXELS

Te puede interesar: ¿LOS BEBÉS EXPRESAN EMOCIONES COMO LOS ADULTOS?

DOMINÓ

Usa el clásico dominó y coloca sobre las fichas una emoción y en la otra la situación que la genera, puedes encontrar ejemplos en la web. Además de jugar y relacionar emociones con situaciones, puede generar un debate entre la familia sobre las razones.

MÚSICA-PINTURA

Está comprobado que la música es capaz de provocar emociones, así que no dudes en proveer a tus hijos con un gran lienzo de papel, ponerles distintos tipos de música y ver qué dibujan con cada una de ellas.

Dedica unos minutos todos los días a las emociones de tus hijos, únete a las dinámicas y trabaja también en tu salud emocional.