Categorías
Ser Pareja

Cómo superar los problemas cotidianos de pareja

La monotonía, la pesadez de los días, las responsabilidades con los hijos, el trabajo, la casa, los gastos… son muchos temas que rondan sus cabeza y es completamente comprensible que tengan «malos días». Solo no permitan que arruinen su bonita vida familiar; te dejamos estos tips para superar los problemas cotidianos de pareja que sin duda, surgen. 

PONLOS EN PRÁCTICA

  1. Comunicar el problema al otro, pedir su ayuda; explicarlo a la pareja y hacerle ver que no sabemos cómo resolverlo. Decidir en ese momento si es un problema que compete a los dos o a uno solo.
  2. Especificar bien el problema, intentar aislarlo del resto de componentes que nos pueden llevar a hacerlo más grande.
  3. Elegir el momento adecuado; evitar plantear un problema cuando el otro está cansado, enfermo, cuando hay otras personas delante o cuando no tenemos tiempo suficiente para dar una solución.
  4. Mantener una postura activa, dando soluciones posibles sin descartar nada de antemano.
  5. No dejar pasar el problema ni convivir eternamente con él.
  6. Tener paciencia y aceptar que todos tenemos problemas y que nos puede llevar algún tiempo dar con la solución más beneficiosa para nosotros.
  7. Aprender a escuchar al otro. No siempre tenemos la verdad absoluta.A veces una
    opinión neutral, de algún amigo o compañero, puede ayudar. Recuerden que los familiares no son neutrales y tenderán a ponerse siempre de un lado de la balanza.
  8. Aceptar que los problemas forman parte de la vida y que casi siempre tendremos algo que resolver.
  9. Ver a mi pareja como a un aliado y no como a un enemigo más al que tengo que combatir.
  10. Considerar que si no pueden solucionar el problema y están enfrascados en una relación de «tú me dices, yo te digo», es mejor solicitar apoyo terapéutico.

Por Felipe Salinas

Categorías
Ser Familia

Curiosidades sobre el Día de San Valentín para compartir con tu familia

El Día de San Valentín nos esforzamos aún más para hacer sentir especiales a nuestros seres queridos. Esta fecha, llena de amor y amistad, es la favorita para regalar flores, comer chocolates y sacar nuestro lado más romántico.

Pero no sólo eso, este día está rodeado de muchas curiosidades que pocos conocen, ¿quieres descubrirlas?

El nombre de “San Valentín”: se cree que este fue un sacerdote romano que arriesgaba su vida casando a cristianos perseguidos, tanto así que murió mártir y se dedicó el 14 de febrero en su honor.

La primera “carta de amor”: cuenta la historia que el duque de Carlos de Orleans le envió a su amada, Benne de Armagac, la primera carta de amor ¡el día de los enamorados! Desde entonces, se comenzó a extender la tradición de enviar cartas de amor por toda Europa y posteriormente a América.

Verona es la capital mundial de San Valentín, en honor a la obra de William Shakespeare, Romeo y Julieta, pues es Verona donde se desarrolla esta romántica pero trágica historia de amor.

En Japón, sólo las chicas dan regalos a sus enamorados el 14 de febrero. Sin embargo, ellos deben corresponder el afecto un mes después, en un día llamado “Día de blanco”.

Y en China, el número de flores que recibas este día tiene un significado muy especial: si recibes una, es que eres “única”; si son 11, “eres su favorita”; si te dan 99, te prometen un amor para siempre, y si recibes 108, ¡es una propuesta de matrimonio!

Y complementando el dato anterior, otro estudio hecho a la industria farmacológica descubrió que marzo es el mes en el que se venden más pruebas de embarazo.

El regalo favorito que se dan las parejas son las cenas románticas. ¿Ya estás planeando la tuya?

La canción más dedicada durante este día es: “The way you look tonight” de Frank Sinatra.

Por Josselin Melara