Categorías
Embarazo

Consejos y menú antináuseas

Consejos y menú antináuseas que te ayudarán a aliviar estos malestares en el embarazo

La mayoría de las mujeres embarazadas sufren náuseas y vómitos durante los primeros tres meses del embarazo (aunque algunas padecen estas molestias durante toda la gestación y hay quienes no los padecen nunca).

Cada cuerpo reacciona distinto ante diversos estímulos, quizá el ingerir grasas, alimentos irritantes e incluso cítricos pueden favorecer la aparición de estos malestares.

¿Por qué siento náuseas?

Estudios han revelado que…

  • Una de las causas es por el aumento de las hormonas gonadotropina o progesterona durante  el primer trimestre del embarazo
  • Las náuseas podrían presentarse porque el bebé aprieta el tracto digestivo
  • Los malos hábitos de alimentación aumentan la sensación de náuseas
  • Los alimentos irritantes y grasosos incrementan el malestar
  • La cantidad de alimentos que consumes, puede agravar las náuseas
    El horario en el que comes, también puede causar náuseas
  • El estrés físico y emocional

Consejos y menú antináuseas

  1. Evita ayunos prolongados.
  2. Aunque no tengas apetito, procura, no pasar más de cuatro horas sin comer.
  3. Ten en mente que en el embarazo debes hacer 5 comidas al día: desayuno, colación, comida, colación y cena.
  4. Por la mañana, come una galleta salada al levantarte.
  5. Toma más agua durante el día, en sobos pequeños.
  6. Opta por bebidas frías, el frío calma la sensación.
  7. Evita los jugos de naranja y toronja.
  8. Consume un desayuno ligero
  9. Alimentos como pasta, pan, galletas, arroz, papas y frutas alivian el malestar.
  10. Evita los alimentos con olores fuertes.
  11. Nunca comas algo que no se te antoje.
  12. Es importante que identifiques qué te causa el malestar y lo evites durante todo el embarazo.
  13. Evita los alimentos ricos en grasas.
  14. Prefiere alimentos hervidos, al vapor o asados.
  15. No te vayas a dormir después de comer.
  16. Bebe infusiones frutales NO herbales.
  17. Pregunta a tu doctor sobre los componentes de las vitaminas prenatales, quizá la cantidad de hierro que te aportan, te causan el malestar.

Alimentos que calman la sensación de náuseas

Snacks o colaciones

Puedes comer una porción de estos alimentos entre comidas…

  • Galletas de avena
  • Yogur natural
  • Palomitas de maíz naturales
  • Jamón de pavo
  • Pan integral
  • Tostadas

Menu antináuseas

Durante la etapa de náuseas es importante que NO dejes comer y que, aunque sea en pequeñas porciones, llenes de nutrientes a tu bebé que está en pleno desarrollo.

Opción 1

Desayuno

Yogur natural + fruta + cereal

Colación 1

Galletas saladas

Comida

Consomé con verduras + carne o pollo asados + 1 tortilla de maíz + queso panela + verduras cocidas + agua natural

Colación 2

Tostadas

Cena

Quesadillas de queso panela o oaxaca + 1 vaso de leche + 1 manzana

Opción 2

Desayuno

Omelette de queso o alguna verdura + 1 vaso de leche + pan integral

Colación 1

Fruta

Comida

Arroz blanco + pescado, pollo o res + verduras + tortilla de maíz

Colación 2

Palomitas de maíz naturales

Cena

Sándwich de pechuga de pavo con queso panela +  fruta picada + yogur natural

Evita estos alimentos en el embarazo

Sigue estos consejos y menú antináuseas y disfruta de un embarazo saludable

  • Comida grasosa, empanizada, capeada o frita
  • Comida rápida como hamburguesas, pizza…
  • Condimentos como: pimienta, orégano, canela, curcuma…
  • Chile y picantes
  • Cítricos como naranja, toronja y limón
  • Vinagre
  • Salsa de soya o tipo inglesa
  • Chocolate
  • Café
  • Tés o infusiones herbales

¿Cuándo debo llamar al doctor?

Sin duda tu doctor debe saber que padeces de náuseas, pero si van acompañadas de mareos, desmayos y vómitos intensos debes acudir a consulta de inmediato.

Las náuseas son provocadas por diferentes factores, pero ciertos alimentos tienen el poder de incrementar o alivia la sensación.

¿Has sentido náusea en el embarazo?

Te puede interesar…

Los tés prohibidos y permitidos durante el embarazo

Categorías
Embarazo

Los tés prohibidos y permitidos durante el embarazo

En nuestra cultura es bastante común el uso de tés e infusiones como bebida de uso diario o como remedio natural para ciertas afecciones. Algunas hierbas y flores tienen propiedades benéficas para el organismo y contrarrestan algunas molestias comunes, pero definitivamente hay algunas otras con efectos no deseados durante el embarazo.

Hay tés que podemos consumir con seguridad en cantidades adecuadas y obtener grandes beneficios, por ejemplo, el jengibre y la melisa ayudan a disminuir las náuseas, el rooibos aumenta las defensas para evitar contagios y alergias, la altea ayuda a combatir el estreñimiento, el jazmín y el azahar son relajantes y el tomillo es rico en vitaminas, hierro, calcio y fibra.

El té verde, negro y blanco son también bastante seguros, pero debes medir mucho su consumo y evitarlo diariamente ya que tienen un alto contenido de cafeína, lo cual en exceso puede provocar mala oxigenación al futuro bebé y síntomas de dependencia en el bebé al nacer.

Por otro lado, muchas hierbas y flores de uso común pueden ser muy peligrosas y perjudiciales durante el embarazo por ejemplo:

La salvia, aloe vera, manzanilla, eucalipto, ruda, poleo menta y hasta la Jamaica, entre muchos otros pueden ocasionar contracciones uterinas y provocar aborto o parto prematuro. Otras como el hinojo, Yerbabuena, Ajenjo, anís, muérdago, gingko biloba, la hierba de San Juan y muchísimas más, tienen toxinas que pueden provocar mal formaciones en el bebé, el regaliz puede hacer que aumente la presión arterial y otras como la frambuesa contienen fitoestrógenos que pueden interferir con el proceso hormonal normal durante el embarazo.

Resulta imposible enumerar todas las variedades de hierbas y flores disponibles para consumo, además, en el caso de muchas como la valeriana, pasiflora, tila y más, no hay información disponible fidedigna de sus posibles efectos adversos en la mujer o en el bebé. De las más comunes que debemos eliminar durante el embarazo además de las mencionadas arriba podemos resaltar el ruibardo, hierba Luisa, romero, labrador, uña de gato, cola de león, mandrágora, ortiga, verbena y apio y artemisa.

Te interesa: 5 tés gourmet para consentirte en casa

Muchas de éstas son utilizadas como condimento, lo cual no refiere un riesgo durante el embarazo, pero no deben ser utilizadas como té, infusión, ni concentrado.

Una de las dificultades que tenemos al consumir tés es que no podemos conocer ni controlar la dosis exacta de sus componentes y en los de venta comercial no siempre se enumeran el total de los componentes ni las toxinas asociadas. Por ello, la mejor recomendación es no consumir tés ni infusiones durante el primer trimestre, además es buena idea no sumergir las hierbas por más de 3 a 5 minutos para evitar que se concentre demasiado y limitar el consumo a 2 tazas al día. Sobre todo, si tienes duda de la seguridad de los ingredientes mejor no lo consumas.

Por Geraldine Loredo Fuentes, médico General, doula, educadora perinatal y de lactancia maternal.

 

FOTO GETTY IMAGES

Te invitamos a leer:

15 beneficios de tomar matcha