Categorías
Embarazo

Estas complicaciones se pueden presentar en el momento del parto

Estas complicaciones se pueden presentar en el momento del parto

  • Sufrimiento fetal
  • Presión alta en la mamá
  • Cordón umbilical enredado en el cuello del bebé

No te agobies, con la tecnología es posible evitar estos inconvenientes, pero es mejor que estés informada para estar consciente de que quizá tu parto no sea natural como esperabas.

Estas complicaciones se pueden presentar en el momento del parto

Si tuvieras riesgo de cualquiera de estos padecimientos al momento de dar a luz, quizá tu médico tendrá que optar por realizar una cesárea para que tu salud y la de tu bebé no corran peligro. Los problemas más comunes al momento del parto son:

Sufrimiento fetal agudo

El ritmo cardiaco de tu bebé es monitoreado y eso mantiene informados a los médicos sobre la salud de tu pequeño.

Mala ubicación en el canal del parto

A pesar de que ya dilataste, tu bebé no pasa por el canal de parto e impide un parto natural.

Desprendimiento de la placenta

Es un problema serio en el cual la placenta se separa de la pared del útero antes del parto. Puede ocurrir debido a hipertensión arterial o padecer de placenta previa. Esta situación pone en peligro a tu bebé (disminuye su oxigenación) y a ti, (podrías presentar hemorragias), es necesario que te hagan una cesárea urgente.

Dilatación lenta

Debes tener en cuenta que quizá tu proceso de dilatación pueda durar alrededor de 14 horas, quizá tu médico te recete oxitocina para acelerar las contracciones y favorecer la dilatación. Si llevas unas horas de que se te rompió la fuente y el trabajo de parto no se inicia de modo espontáneo; tienes pocas contracciones y poca dilatación, podrías cansarte y tu bebé empezar a sufrir.

Presión alta

Si al momento del parto tu presión arterial se dispara, tendrán que practicarte una cesárea.

Cordón umbilical enredado

De pendiendo de cuántas vueltas traiga el bebé enredado el cordón umbilical en su cuello, podrían practicarte una cesárea.

Ten en cuenta que lo principal es que tú y tu bebé estén sanos.

¿Tú o tu bebé tuvieron alguna de estas complicaciones?

Todo lo que debes saber de la lactancia

Mitos de la lactancia

 

Categorías
Nutrición

Consume estos alimentos y evita la anemia

¿Te detectaron anemia en el embarazo? A veces, aparece en el embarazo pero con estos alimentos evita la anemia y los peligros para ti y tu bebé.
La clave: incrementa tu consumo de hierro.

Con el embarazo, tu metabolismo cambia y tu cuerpo requiere más nutrientes para alimentar a tu bebé en gestación.

¿Qué es la anemia?

La anemia es una insuficiencia de glóbulos rojos (dificultad para transportar oxígeno).

Hay varios tipos de anemia:

Gravídica: los glóbulos rojos disminuyen por el aumento en el volumen sanguíneo.

Megaloblástica: es un déficit de vitamina B12, hay mayor probabilidad de que mujeres vegetarianas lo presenten.

Deficiencia de ácido fólico: trabaja con el hierro en la formación de los glóbulos, si hay un déficit se complica esta acción.

Síntomas de anemia

Si presentas uno o varios de estos síntomas, ve con tu médico de inmediato.

Fatiga

Palpitaciones

Somnolencia

Taquicardia

Sudoración

Palidez

Dificultad para respirar

Pérdida de sangre (requiere hospitalización inmediata)

¿Cómo sé si tengo anemia?

Además de presentar alguno de los síntomas descritos, los análisis de sangre que te haces cada mes durante el embarazo indican tus niveles de hemoglobina.

¿Cómo afecta mi embarazo?

El tipo y grado de anemia determinan los problemas:

Cuando las cantidades de hemoglobina y glóbulos rojos están por debajo de los valores normales, el diagnóstico apunta a un embarazo de alto riesgo. Puede haber sufrimiento fetal o riesgo de parto prematuro. Incluso podrías padecer preeclampsia, infecciones urinarias o riesgo de infecciones posparto.

Todas las mujeres podrían presentar anemia durante el embarazo, pero estos son los factores de riesgo:

* Mujeres que no llevaban una buena alimentación antes del embarazo

* Mujeres que vomitan con frecuencia

* Si tienes muchos mareos los primeros meses de gestación

* Si has tenido varios hijos en menos de dos años

* Si tu embarazo es gemelar o múltiple

* Si de adolescente tuviste menstruaciones abundantes

* Ser mamá adolescente

Recomendaciones

Realízate todos los estudios médicos que tu médico señale, por lo general, la anemia aparece en la semana 20 de embarazo, cuando aumenta tu volumen sanguíneo y tu bebé necesita más hierro.

Consume más alimentos ricos en hierro

CARNES: res, cerdo…

AVES: pollo, pavo…

PESCADOS: pescados azules, mariscos, sardinas y anchoas.

VEGETALES: de hojas verdes, col, brócoli…

LEGUMBRES: habas, chícharos, frijoles y semillas.

PAN: pasta, arroz y cereales integrales.

YEMA de huevo y nueces.

FRUTAS: elige las que son ricas en vitamina C, como naranja, fresa, toronja, ya que favorecen la absorción del hierro.

Ten en mente que bebidas como tés y café dificultan la absorción del hierro, tómalos después de una hora de consumir alimentos ricos en hierro.

Si tienes un déficit de hierro, tu medico te recomendará lo que es mejor para ti y tu bebé, sigue al pie de la letra todas las indicaciones.

¿Te han detectado anemia en el embarazo? ¿Qué dice tu doctor?