Categorías
Ser Familia

Con menos edad tus hijos disfrutan más los viajes

No dejes que pasen los años sin tener una aventura con tu familia. Aprovecha las ofertas de año nuevo para comenzar viajando.

La principal motivación para que tus hijos sigan descubriendo el mundo es que les des nuevos territorios por conquistar. Así que no dejes pasar el tiempo y dales una aventura que recordarán por el resto de su vida.

Porque si lo piensas un poco, cuando ves tu fotografía a los dos años de edad jugando en la playa, vienen a tu memoria cientos de buenos recuerdos con la abuela, con los tíos, primos… momentos que atesoramos en lo más profundo del corazón.

Además, cuando viajas con niños conocerás más lugares de los que pudieras haber conocido si hubieras viajado sola. ¿Por qué? La curiosidad de los niños te lleva a todos lados. Para los peques todo es nuevo y siempre tienen una pregunta interesante qué hacer, y un lugar por descubrir. Así que verás todo a través de sus ojos.

Y eso no es todo, un viaje en familia también despierta su deseo por aprender nuevas palabras, pasatiempos, relaciones sociales e incluso, viajar fortalece los lazos entre hermanos.

VIAJA CON MAGNICHARTERS

Ahora que conoces varias razones por las cuales viajar en familia, aprovecha las ofertas de año nuevo de de Magnicharters para visitar los destinos más increíbles que puedes imaginar.

Destinos a playas mexicanas: Cancún, Riviera Maya, Mérida, Puerto Escondido,

Puerto Vallarta, Huatulco, Los Cabos.

Destinos por temporada: Varadero Cuba, La Habana, Cayo Santa María Cuba, Cienfuegos Cuba, Ixtapa, Cozumel y Manzanillo.

Además, los paquetes turísticos incluyen vuelo redondo con bebidas y snacks de cortesía a bordo, transportación aeropuerto-hotel-aeropuerto y hospedaje en plan elegido; y hasta 2 piezas de equipaje documentado que en conjunto no pasen de 25 kg, y 2 piezas de equipaje de mano.

Aprovecha el descuento especial en para adultos 2×1 en paquete turístico y los niños vuelan y/o se hospedan gratis. Pero corre, porque la vigencia de esta promoción es hasta el 31 de enero de 2019.

Entra aquí y conoce las mejores ofertas para tu viaje en familia: https://www.magnicharters.com/magnisite/mex/ventas/DEFAULT.ASPX  

Categorías
Padres e Hijos Ser Familia

Huerting, conoce los 6 beneficios de esta actividad para las vacaciones de los niños

Enséñalos, literalmente, a cosechar lo que siembran. Aprovecha las vacaciones de los niños para hacer un huerto y acercarlos a la naturaleza. Los niños pueden colaborar en pequeñas tareas de mantenimiento, por ejemplo, regar o recoger las hojas secas del jardín, pero es más divertido si en medio de unos arbustos colocas un tomate o un laurel que ellos vean crecer. Hacer un huerto les trae muchos beneficios; ponla como una actividad para la vacación.

Puedes utilizar macetas, maceteros, jardineras o adquirir una mesa de cultivo. No es buena idea plantar en varias alturas porque las de la parte de abajo se quedarán sin sol. Para que en tu huerto esté creciendo algo durante todo el año, es conveniente combinar cultivos de ciclo corto (pasa muy poco tiempo entre lo que siembren y que recojan la cosecha), como las lechugas, y otras de ciclo más largos, por ejemplo, las zanahorias. Las plantas aromáticas dan unas flores muy bonitas. La idea es combinar el aspecto ornamental de las plantas con otras utilidades como aprender, disfrutar comer y cosechar.

¿Por qué tener un huerto?

  • Aprenden sobre la naturaleza: Josep Mª Vallés, autor de Mi primera guía sobre el huerto urbano (ed. La Galera), lo explica: “Es mejor que una clase de ciencias porque no es algo teórico, sino que se aprende en contacto con la realidad, tocando la tierra con las manos, oliendo, observando… algo que es fundamental para los niños. Se despierta la imaginación porque es un proceso muy dinámico. Cada cosa que pasa da lugar a una pregunta, a una nueva experiencia. Una de las cosas que aprenden es que todos los seres vivos tienen un papel. Por ejemplo, si a la planta que tenemos en el balcón le sale una manchita hay una catarina que se alimenta de ella y los dos tienen derecho a vivir”.
  • Asumen responsabilidades: A esta edad ya puedes encomendarles tareas fáciles como regar las plantas (si tienen una regadera de su tamaño, mucho mejor). Ver cómo crecen las plantas que ellos mismos han cultivado les hará sentirse orgullosos de sí mismos, les enseñará que, con paciencia y dedicación, se obtienen muy buenos resultados, y también que algunas veces las cosas no salen como planeamos.
  • Menos tiempo de tele: Trabajar con plantas es relajante y produce bienestar. Disfrutar de un tiempo de huerting con los niños no sólo sirve para comunicarnos y estrechar lazos; también nos quita un rato de “peligros caseros” como demasiada TV o videojuegos.
  • Comen mejor: Las frutas y las verduras son de los alimentos más rechazados por los niños, pero, ¿quién se resiste a comerse una ensalada con una lechuga plantada por ellos mismos?