Categorías
Así Crece

Tips para que tu hijo se lleve mejor con sus primos

Sigue estos tips para lograr una buena relación entre tu hijo y sus primos.

Sigue estos tips para lograr una buena relación entre tu hijo y sus primos.

Los primos son figuras muy importantes en la vida de los niños, pues los une tanto la familia como la amistad. No obstante, en ocasiones los primos pueden llegar a verse como rivales, por lo que es importante conocer formas que los hijos tengan una buena relación con sus primos.

 

Las rencillas con los primos podrían ser problemas que al principio nos resulten triviales: desde juegos como quién corre más rápido, hasta comparaciones como quién es más alto. Este tipo de situaciones podrían acentuarse con el paso del tiempo y provocar la rivalidad entre ellos.

Muchas veces son los mismos padres que provocan los conflictos al comparar a un niño con otro, sin importar si se trata de una cualidad o un defecto.

También puede ocurrir un problema por la diferencia de patrones familiares: claro que son parientes, pero cada familia tiene sus propias reglas, y puede que algunas no congenien y provoquen un choque entre los primos.

Para evitar esta situación y lograr que tus hijos lleven una buena relación con sus primos, te te recomendamos los siguientes tips:

Explica a tus hijos las diferencias entre una familia y otra: los niños, cuando van de visita con sus primos, suelen darse cuenta y comparar sobre las reglas y costumbres entre una familia y otra. Explícales que cada familia es distinta a pesar de que son parientes.

 

TE RECOMENDAMOS: Claves para entender a un niño

 

 

 

 

No compares: si el primo de tu hijo tiene buenas notas y el tuyo no es tan bueno en el estudio, hazlo sentir mejor sin compararlo, recordándole sus cualidades y que puede superarse.

 

Enséñales a compartir: si tu hijo es receloso con sus cosas, no lo obligues a compartirlas. Mejor invítalo a convivir con su primo con juegos o juguetes que puedan usar ambos al mismo tiempo: fútbol, un juego de mesa, etc.

Invita a sus primos a casa: promueve la convivencia entre tus hijos y tus sobrinos. Platica con ellos y conócelos mejor. Ellos se sentirán más a gusto y apreciarán más a sus primos con una tía que se interese por ellos.

Convive con tu familia: nadie como los padres para darle un buen ejemplo a los niños. Procura reunirte con tu familia y pasar un tiempo agradable con ellos. Eso fortalecerá los lazos entre tus hijos y sus primos.

Verás que tus hijos y tus sobrinos se convertirán en grandes amigos y crearán un vínculo muy especial lleno de confianza y respeto.

 

NO TE PIERDAS: Tips para estimular la autoestima de tu hijo